La Nutrición del Cachorro. Consejos básicos a seguir

La nutrición del cachorro, junto a temas como las conductas higiénicas, las vacunaciones o la edad a la que pueden sacar el cachorro a la calle, son uno de los asuntos que más preocupa a los nuevos propietarios.

La alimentación de un perro durante su etapa de cachorro es muy diferente según las distintas edades y fases de su crecimiento y huelga decir la gran importancia que tiene el proporcionarla de una manera adecuada.

La etapa de crecimiento en la vida de un perro viene determinada por diferentes factores como la herencia, la regulación hormonal, su salud y también por la calidad de los alimentos que toma diariamente.

La alimentación del cachorro con dietas comerciales de mala calidad o dietas caseras con carencias de ingredientes básicos, suelen acarrear trastornos relacionados con la nutrición.

No sirve de mucho el que añadamos a este tipo de dietas, suplementos como vitaminas o minerales, si de entrada, la calidad y cantidad de la materia prima utilizadas, no son las adecuadas.

El propietario de un cachorro debe tener muy claro que el proporcionar una dieta correcta a su perro, equivale  a buena salud y a un buen desarrollo físico y psíquico del mismo.

 

 

Alimentación Durante las Primeras Semanas

 

Un cachorro sano, durante sus primeras semanas de vida, sólo debe mamar a la madre y dormir. Durante esta etapa el cachorro aún no tiene abiertos los sentidos de la vista y el oído.

dálmata amamantando cachorros

 

La nutrición del cachorro “neonato” se limita a mamarle a la madre de forma vigorosa y activa, recibiendo en las diferentes tomas diarias, toda la cantidad de leche que él desee.

Para esto, es fundamental que la madre se encuentre con una salud óptima, bien nutrida y en un lugar para criar sus cachorros donde se pueda sentir confortable, tranquila y segura. En estas condiciones, cualquier perra con cachorros lactantes debería proporcionar sobradamente las necesidades nutritivas del cachorro durante las tres o cuatro primeras semanas de vida.

 

 

Se considera normal que un cachorro aumente aproximadamente un 10% de peso cada día durante esta etapa. Los primeros síntomas que se aprecian en la nutrición del cachorro por no recibir la cantidad de leche adecuada y que deberían alertarnos son:

  1. Su inactividad
  2. Sus llantos continuos
  3. La falta de aumento de peso (esta es la principal).

 

 

Inicio del Destete

 

El paso de la alimentación con leche materna hacia una dieta de crecimiento, debería realizarse por parte del criador de forma gradual aproximadamente a partir de la tercera o cuarta semana de edad de la camada.

Los cachorros ya han finalizado su etapa neonatal y se encuentran con sus ojos totalmente abiertos.

 

 

En algunas ocasiones este destete es necesario iniciarlo antes si apreciamos que el cachorro no gana el peso suficiente.

Es muy importante que esta transición se haga con un alimento de buena calidad y específico para cachorros. Lo normal es que este tipo de piensos haya que mezclarlos con un poco de agua tibia, hasta que la mezcla tenga una consistencia de papilla y los cachorros la puedan comer fácilmente.

Este agua mezclada con el pienso se la iremos retirando poco a poco, hasta eliminarla totalmente cuando veamos que los cachorros comen la papilla sin problema durante varios días.

Como vemos, la nutrición del cachorro va cambiando poco a poco a medida que va creciendo.

Con mes y medio de vida, el cachorro debería obtener al menos el 25% de sus necesidades nutricionales  a través de esta dieta de destete (básicamente pienso de cachorros).

 

camada de dalmatas en el parque

 

El destete total es variable según la raza y tamaño. La mayor parte de la bibliografía sobre este tema, suele coincidir en que esto ocurre a partir de la séptima u octava semana de vida. Nuestra experiencia como criadores de dálmatas y fox terrier es que si la madre se encuentra en óptimas condiciones, se puede incluso llegar a retrasar hasta los tres meses de edad.

Hay personas que el destete lo realizan demasiado temprano, con el consiguiente peligro que ello conlleva. En la mayoría de los casos, los argumentos que suelen esgrimir, son asuntos de índole doméstica y nada que ver con cuestiones propias de la nutrición del cachorro.

Este destete temprano va acompañado algunas veces de la separación de los cachorros que conforman la camada, acarreando esta decisión en muchos casos problemas conductuales y de desnutrición de los cachorros.

Nuestra recomendación es no realizar el destete antes de las siete u ocho semanas de vida del mismo, por lo que nunca se debería adquirir un cachorro antes de esta edad.

 

 

Alimentación tras el Destete del Cachorro

 

Una vez dado por finalizado el destete, la nutrición del cachorro huelga decir que debe tener la energía y nutrientes necesarios para su correcto desarrollo.

A partir de aquí, otro tema muy importante en la alimentación del cachorro, es el crearle unos buenos hábitos alimentarios, para ello debemos de fijar las diferentes horas a las que le daremos su comida, procurando que entre comida y comida transcurra un tiempo más o menos igual.

Si nuestro cachorro cada día come a una hora diferente, no conseguiremos que regularice sus conductas higiénicas de las cacas 🙂 entre otras muchas cosas.

No recomendamos que se le mezcle el pienso con otro tipo de comida (golosinas, comida húmeda, etc) o incluso le administremos algún suplemento como vitaminas o minerales. Estos últimos sólo deberán ser administrados bajo la prescripción de un veterinario, ya que este tipo de práctica sin control puede llevar a excesos nutricionales que podrían ser perjudiciales para el desarrollo del cachorro.

Recomendamos dar de comer al cachorro por el método de restricción de tiempo, o sea, que el cachorro disponga de entre 10 y 15 minutos para comer la cantidad de pienso que desee. Pasado este tiempo, le retiraremos el alimento, aunque apenas haya querido comer en alguna de las tomas.

Desde el destete, hasta aproximadamente los 4 ó 6 meses de edad (9-10 meses para las razas gigantes), los cachorros se deben alimentar no menos de tres veces al día en intervalos regulares.

Pasada esta edad, la alimentación se la daremos dos veces al día.

 

 

Dieta Especial para Cachorros

 

Es muy importante tener claro porqué los cachorros necesitan un pienso o dieta especial y no sirve el pienso de un perro adulto.

Es muy frecuente en el día a día de la clínica veterinaria que nos pregunten el porqué no se le debe dar pienso de adulto a un cachorro, y más aún en época de crisis económica, ya que la diferencia de precios entre una comida especial para cachorros y una comida de adultos, a veces es considerable.

No debemos olvidar que el período de crecimiento más rápido en la vida de un perro es durante su etapa de cachorro, que como ya hemos dicho antes, son aproximadamente sus seis primeros meses de vida.

Se trata de un período de tiempo muy corto si lo comparamos con el peso y estatura que los cachorros alcanzarán de adultos.

Cuando un perro llega a su edad adulta, su peso de media ha aumentado entre 40 y 50 veces sobre el que tuvo al nacer.

Las necesidades energéticas especiales que tiene el cachorro, unido a su menor capacidad digestiva (ya que está en pleno desarrollo), son los motivos por los que la nutrición del cachorro debe ser con dietas o piensos de mayor digestibilidad y densidad energética que la que debe tomar un perro adulto.

Por eso, es fundamental que le proporcionemos una alimentación de calidad, para que su desarrollo sea el adecuado, porque pasado este tiempo, después no podremos revertir en la mayoría de los casos,  los posibles problemas derivados de una alimentación deficiente.

 

 

En Resumen

 

Tan importante es que evitemos una dieta deficiente, como una sobrealimentación.

La primera puede acarrear problemas en el cachorro como trastornos de la osificación, raquitismo, desnutrición,etc.

Y por otro lado, una sobrealimentación puede conducir a una predisposición a la obesidad y una aceleración del crecimiento del cachorro. Un peso excesivo es casi seguro que provoque una sobrecarga al esqueleto cartilaginoso del perro, que justo en esta edad se encuentra en constante crecimiento.

Es frecuente ver en la clínica veterinaria perros jóvenes con un peso elevado para su edad, con problemas esqueléticos como la osteocondrosis e incluso la displasia.

Estas patologías son progresivas y lo normal es que vayan agravándose con la edad. Es cierto que en ellas influyen otros aspectos como los factores genéticos, el tamaño, la raza, etc; pero una deficiente alimentación agravará estos problemas con total seguridad.

En resumen y para terminar este post, es fundamental que tengamos claro la importancia de una buena alimentación de nuestro perro durante su etapa de cachorro, además de procurarle un ejercicio regular suave, y siempre consultar con el veterinario cualquier duda o incidencia que tengamos durante el tiempo que dure la nutrición del cachorro.

 

2 comentarios

  1. Cuánta cantidad de alimento le debo dar a mi cachorro de 4 meses, cada una de las 3 veces diarias ??

    • Hola Carlos, la cantidad dependerá de cada raza o tamaño que tenga el perro de adulto.
      Las necesidades de una raza pequeña son totalmente diferentes a las de una raza gigante. Cada marca suele tener una tabla impresa en el saco de pienso donde viene detallada la cantidad recomendable que debe tomar el cachorro según su edad, esa cantidad es la que debes dividir en tres veces.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *